¡Cumplimos un año! 🎂

¡Cloudmasters cumple un año! Gana 150€ demostrando tus conocimientos sobre la nube.

Más

    Guía maestra de la nube híbrida | Descarga

    La Tecnología de nube híbrida está presente en la mayoría de las empresas. Además,
    hay un sinfín de nuevas tecnologías de desarrollo nativas de la nube y de otros tipos que ofrecen muchas oportunidades nuevas para mejorar la productividad de los equipos de desarrollo. Te ofrecemos este artículo así como la posiblidad de descargar 37 páginas de excelente contenido en la “Guía maestra de la nube híbrida” en el formulario adjunto.

    La nube híbrida se centra en la convergencia de tres tendencias:

    1. La importancia de los sistemas de TI para el éxito empresarial en la actualidad

    2- La nube híbrida y la adopción de múltiples centros de datos, plataformas y ubicaciones en la nube

    3. Las tecnologías de desarrollo de aplicaciones nativas de la nube y su combinación con los enfoques
    actuales, para crear un sistema de TI sólido y productivo

    ¿Rapidez o estabilidad?

    Tal como lo demuestra la historia de TI de Red Hat, las tecnologías nuevas ofrecen beneficios reales en el abordaje de los desafíos de la TI moderna, pero su aplicación requiere reflexión y coordinación. Saber cómo lidiar con los cambios a corto y a largo plazo es de particular importancia en las empresas de gran envergadura, ya que los equipos de desarrollo deben trabajar con rapidez y adoptar tecnologías nuevas y más productivas, mientras que los equipos de operaciones se encargan de la confiabilidad y la estabilidad.

    “El 84% de las empresas usa una estrategia multicloud”

    El movimiento de DevOps permitió que los diferentes grupos de la empresa pudieran darse cuenta del problema. Sin embargo, aunque las empresas adopten DevOps tienen prácticas distintas. El desafío se ve agravado por una amplia gama de tendencias sumamente exigentes que diversifican las opciones tecnológicas:

    • La gran mayoría de las empresas (el 84 % según un informe reciente de Flexera/RightScale4) busca una estrategia multicloud. Muchas de ellas adoptan la nube híbrida de forma predeterminada, simplemente
    porque los diferentes grupos contratan a diferentes proveedores de nube.
    • El uso de los lenguajes de programación sigue aumentando, tanto a nivel general como en las empresas. Si bien Java y Javascript aún dominan el mercado en las empresas, hay otros lenguajes que están ganando terreno en aplicaciones especializadas. (Por ejemplo, consulte la encuesta de datos públicos de 2019 de Red Monk5).
    • Se ha acelerado la adopción de la tecnología nativa de la nube, en especial la de los contenedores y la gestión de contenedores como infraestructura. El desafío es encontrar el equilibrio entre estas exigencias.

    Beneficios de la Nube Híbrida

    Manual de estrategias

    Hay muchas maneras diferentes de abordar las estrategias. Con nuestro objetivo en mente, adoptamos un marco sencillo de tres pasos que se basa en el libro “Good Strategy Bad Strategy: The Difference and Why It Matters”7, de Richard Rumelt. Los tres pasos ofrecen información general sobre los tipos de decisiones que se deben tomar para adoptar una estrategia a largo plazo. Varios equipos internos de Red Hat utilizan una versión de este marco para la planificación. Según este modelo, el debate para establecer una estrategia se divide en tres áreas:

    1. Evaluación de la situación y definición de los objetivos: determine la situación actual, los desafíos y las oportunidades que se presentan, así como los obstáculos importantes que impiden adoptar las medidas
      necesarias. Lo normal sería incluir tanto un elemento a largo plazo (“¿dónde queremos estar en cinco o
      diez años?”) como una visión a corto plazo (“¿qué esperamos durante los próximos 12 o 18 meses?”).
    2. Establecimiento de las políticas y directrices: capte los principios generales y las reglas de
      participación que determinan la dirección general de la estrategia, lo que abarca y lo que no, y las prácticas
      generales para realizar ciertas tareas. Generalmente, las políticas y las directrices tienen una duración
      intermedia de al menos un año, pero lo ideal es que sea de cuatro a cinco años.
    3. Resolución de los próximos pasos: cree un conjunto de medidas específicas que se deban tomar en este momento para que la empresa se acerque a los objetivos y cumpla con las políticas y las directrices establecidas.
    Vista simplificada del entorno TIC

    Estas son algunas de las conclusiones, pero para mayor detalle adjuntamos la “Guía maestra de la nube híbrida” en la que podrás profundizar en todos los aspectos y caminos para mejorar la infraestructura de tu organización.

    Comentarios

    Relacionados

    Más leídos

    Se habla de..

    Artículos relacionados

    p