More

    McAfee hace notar la brecha entre «cloud-first» y «cloud-only» pero se muestra optimista respecto a ello

    Según un nuevo informe, dos de cada cinco grandes organizaciones esperan que sus operaciones sean solo en la nube para 2021, pero la brecha entre los que tienen y los que no, es evidente.

    Los hallazgos aparecen en un nuevo informe de McAfee. El proveedor de seguridad encuestó a más de 2000 encuestados, 1312 miembros del personal de IT senior y 750 empleados, en grandes empresas de Reino Unido, Francia y Alemania para evaluar la preparación de la nube.

    El 40% de las grandes empresas esperan estar sólo en la nube para 2021, sin embargo, sólo el 5% de los encuestados ya consideraban que estaban en esta etapa, según la investigación. El 86% del personal de IT senior de UK vio su negocio como cloud-first hoy, comparándolo de manera similar a Francia (90%) y Alemania (92%), mientras que el optimismo reinó sobre convertirse a cloud-only cuando se le dio una fecha futura indeterminada. En torno al 75% de los encuestados de media estuvo de acuerdo en que esto ocurriría de manera general.

    Los beneficios son claros entre los encuestados. El 88% del personal senior de TI dijo que mudarse a la nube había aumentado la productividad entre los usuarios finales. El 84% dijo que la medida había mejorado la seguridad, mientras que también se mencionaron el suministro de servicios más variados (85%) y una mayor innovación (84%).

    ¿Y en cuanto a responsabilidad?

    La cuestión de la responsabilidad es interesante y muestra dónde las aguas comienzan a entoldarse. No importa el problema en torno al proveedor vs cliente, el consenso no existe particularmente dentro del liderazgo. En última instancia, la mayoría cree que la responsabilidad recae en el jefe de IT (34%), en comparación con el CIO (19%), el CEO (14%) o el CISO (5%). Uno de cada cinco (19%) empleados encuestados admitió haber usado aplicaciones que no habían sido aprobadas por IT.

    «La clave para la seguridad en un entorno cloud-first es saber dónde y cómo los empleados, contratistas y otros terceros utilizan, comparten y almacenan los datos.» dijo Hawthorn, director de negocio de seguridad en la nube EMEA de McAfee. «Cuando los datos corporativos confidenciales están bajo el control del equipo de IT, ya sea en herramientas de colaboración o aplicaciones SaaS e IaaS, las organizaciones pueden garantizar que existen las políticas y salvaguardas adecuadas para proteger los datos del dispositivo a la nube, detectar la actividad maliciosa y corregir cualquier amenaza rápidamente, tan pronto como surjan.»

    Si se le pregunta a McAffe «¿hacia dónde?» con respecto a la investigación de seguridad cloud, notaremos el pivote de la compañía en este campo. La referencia de «dispositivo A la nube» mencionada anteriormente se toma directamente de la marca de McAfee, ya que la compañía busca reunir experiencia como agente de seguridad de acceso a la nube (CASB).

    Esto, en cambio, no significa que no vaya a tener éxito, ya que McAfee fue nombrado por segundo año, junto con otros, como líder del Cuadrante Mágico CASB de Gartner el mes pasado. El año pasado, Gartner destacó, con la adquisición de Skyhigh Networks, la experiencia de McAfee para crear conciencia sobre las IT en la sombra. El Cuadrante de 2019 ve una nueva cara en el club de los ganadores en Microsoft.

    En abril, McAfee lanzó una edición especial de su informe de adopción cloud y el riesgo. Según las 1000 organizaciones encuestadas, más de la mitad (52%) dijeron que encontraron la seguridad mejor en la nube que en las instalaciones, y las empresas que adoptan un CASB tienen más del 35% de probabilidades de lanzar nuevos productos y obtener un tiempo de comercialización más rápido.

    Últimos artículos

    Artículos relacionados