Más

    Nvidia se enfrenta a Intel con su primera CPU para centros de datos

    La compañía de verde afirma que el procesador basado en ARM ofrecerá 10 veces el rendimiento de los chips de servidor más rápidos de la actualidad. Nvidia se enfrenta a Intel con su primera CPU para centros de datos.

    Nvidia ha presentado Grace, una CPU destinada a datacenters y basada en ARM. Está diseñada para aplicaciones de Inteligencia Artificial (IA) e informática de alto rendimiento (HPC) a gran escala.

    El nuevo procesador combina núcleos de CPU ARM con un subsistema de memoria de bajo consumo. Esto lo ayuda a analizar enromes conjuntos de datos que requieren tanto un rendimiento de cómputo ultrarrápido como una memoria masiva.

    Nvidia se enfrenta a Intel con su primera CPU para centros de datos

    Nvidia Grace, que lleva el nombre de la pionera en programación estadounidense Grace Hopper, es un procesador altamente especializado. Se enfocará en cargas de trabajo como el entrenamiento de modelos de PNL de próxima generación que tienen más de 1 billón de parámetros, según la compañía.

    Además, Nvidia afirma que un sistema basado en la CPU Grace ofrecerá un rendimiento 10 veces mayor que los sistemas actuales basados en Nvidia DGX que se ejecutan en CPUs x86. Nvidia espera que este nuevo procesador dé servicio a un segmento de nicho de la informática.

    «La inteligencia artificial de vanguardia y la ciencia de datos están empujando la arquitectura informática actual más allá de sus límites. Procesará cantidades impensables de datos». Esto lo dijo Jensen Huang, fundador y director ejecutivo de Nvidia.

    Nvidia se enfrenta a Intel con su primera CPU para centros de datos

    «Usando ARM IP con licencia, Nvidia ha diseñado Grace como una CPU específicamente para IA y HPC a gran escala. Junto con la GPU y la DPU, Grace nos brinda la tercera tecnología fundamental para la computación y la capacidad de rediseñar el centro de datos para avanzar en la inteligencia artificial. Nvidia ahora es una empresa de tres chips».

    El Centro Nacional de Supercomputación de Suiza (CSCS) y el Laboratorio Nacional de Los Alamos del Departamento de Energía de EE.UU. ya han anunciado planes para construir superordenadores con Grace.

    Grace y Ampere

    Este movimiento podría significar problemas para otros fabricantes de chips que ya tienen una fuerte presencia en el mercado de los centros de datos. Un ejemplo es Intel, que actualmente domina con una participación del 90%. Al prometer un aumento de 10 veces en el rendimiento del procesamiento, es posible que algunos clientes se fijen en Grace. Esto se reflejó en los mercados en los que Intel y AMD han bajado varios puntos porcentuales tras el anuncio de Nvidia.

    Nvidia también anunció ocho GPU de arquitectura Ampere para portátiles, escritorio y servidores de próxima generación. Las nuevas GPU Nvidia RTX A5000 y A4000 ayudarán a acelerar la inteligencia artificial, los gráficos y el renderizado en tiempo real hasta 2 veces más rápido.

    Para los centros de datos, la nueva GPU Nvidia A10 proporciona hasta 2,5 veces el rendimiento de la estación de trabajo virtual de la generación anterior. Por su parte, la GPU A16 proporciona hasta el doble de rendimiento con un menor coste total de la propiedad y una experiencia de infraestructura de escritorio virtual mejorada en comparación con la generación anterior.

    Comentarios

    En breve activaremos los comentarios.

    Relacionados

    Más leídos

    Ahorrar en el transporte de mercancías es cuestión de tecnología En España, casi el 10% del precio final de un producto se debe al coste...
    Muchas veces hemos hablado de la computación edge, la tecnología de borde, computación perimetral o, más correctamente, el edge computing. Sin embargo, ¿Qué es...
    Las empresas no podrán unirse a Gaia-X a menos que preparen sus operaciones para que sean compatibles, advierte la firma. HPE lanza un esquema...

    Se habla de..

    Artículos relacionados